Estudiante de origen peruano gana Beca Francisco Foundation del Miami-Dade College

Samuel Karkassoni Barros gana beca

Samuel Karkassoni Barros (centro) ganó la beca Francisco Foundation en el Miami-Dade College.

- MIAMI DADE COLLEGE

MIAMI, Florida - El espíritu de superación hispano se puede percibir en casi cualquier esquina del Sur de la Florida, pero existen casos de alumnos especiales que sirven como inspiración para cualquiera que desee cursar en una universidad.

Así es el caso de Samuel Karkassoni Barros, a quien Miami-Dade College le otorgó la Beca Francisco Foundation del 2013. Como muchos estudiantes, Karkassoni Barros estudia y trabaja jornada completa, pero él ha vivido solo con su hermano gemelo desde los 17 años, algo que no ha sido impedimento para perseverar.

A Karkassoni Barros y su hermano gemelo los crió una madre soltera, y cuando su abuela materna enfermó en el Perú, su madre se vio obligada a regresar para cuidarla. Ella dejó atrás a los hermanos para que pudieran abrirse camino en Estados Unidos.

A pesar de no tener el apoyo maternal presente, Karkassoni Barros ha hecho lo que Miami-Dade College tilda de ‘maravillas’ con su tiempo.

Se especializa en Administración de Empresas, y además de mantener un promedio académico de 3.3, es vicepresidente de la sociedad de honor Phi Theta Kappa del Campus Interamerican de MDC. También es miembro de la National Society of Leadership and Success. Este estelar alumno comparte su tiempo entre su trabajo, estudios y tareas voluntarias en la comunidad.

En el poco tiempo de que dispone también hace trabajo voluntario, mientras que trabaja hacia su meta de tener su propia empresa de biotecnología. “Mis planes para el futuro consisten en la creación de mi propia compañía de informática de la salud, especializada en biotecnología”, afirmó el notable estudiante.

Por eso Karkassoni Barros y estudiantes como él se celebran para el Mes de la Hispanidad.

Cada año, Francisco Foundation selecciona un ganador, atendiendo a su liderazgo demostrado, servicio comunitario, excelencia académica y amor por la democracia y la libertad. La beca, que totaliza la suma de $2,500, fue creada en honor a Rogelio “Francisco” González Corzo, ejecutado por el régimen de Fidel Castro en 1961.